Subscribe to my full feed.

sábado, 11 de octubre de 2008

Hendrick's con pepino, el regoldo fashion

La otra noche me preguntaron por un combinado medianamente novedoso, como es el pseudo gin tonic con ginebra Hendrick’s y pepino.

Comoquiera que tengo un amigo, el cual espero que frecuente más este blog que a mi persona –lo comprobaré en función de cuanto tarda en responderme airado-, que vive por novedades como la mencionada, o casi.., ya hace meses me puso al corriente e incluso olfateé y probé unas gotas de tal invento.

Pero esta vez, dado que estábamos cenando a escasos metros del susodicho templo de la novedad decidimos ir y... catar uno de esos pseudo gin tonics enterito. ¡infausta decisión!

Me sirvieron el gin & tonic con mimo, esmero y amabilidad, incluso –como toque final- realzaron el combinado con una mini-rosa enana de pitiminí (no es una triple redundancia, sino que era exageradamente pequeña, del tamaño de mi uña) y… ¡ahí fui yo!, lanzado cual snob de nuevo cuño, a tragar sorbo a sorbo una ensalada de pepino condimentada con tónica y ginebra top-level. No sé si fue con esa tónica, también muy fashion –y que, reconozcámoslo- es la única que sabe tan bien como una Schweppes, la Fever-Tree, o no. El caso es que me impactó de tal manera el G&T que toda la noche la pasé recordando, a golpe de diafragma o de esófago –no lo tengo muy claro- la apepinada combinación.

Miren, creo que la mayor parte de los mortales podemos distinguir una ginebra buena de una de garrafón, aunque solo sea por sus efectos posteriores. Llegar a percibir las variaciones entre una Bombay o una Bombay Saphir ya empieza a ser alquimia, propia de sabios de la ginebra o de pretenciosos, tener el paladar educado para que una buena ginebra te resulte infumable, pues sólo admite tu pejiguero gaznate Hendrick’s, Raffles, D H Krahn, Whitley Neill o Blackwood’s, o eres un profesional –y rarito- o, lo más seguro, un payaso…

De todas formas, compraré una botella de Hendrick’s para cuando venga a casa –vengas amigo/lector asiduo al blog- alguno de mis amigos partidario de tales snobismos –que no snob en sí mismo, que de nobilitate todos mis amigos andan sobrados, ¡faltaría más!-.

Y mientras yo me tomo un gin tonic como Dios manda, es decir, con una moderada cantidad de Bombay o Beefeater, que ya son satisfactorias, Schweppes (Fever-Tree si se pone a tiro, que no está mal) y una rodajita de limón, obviando la estupidez de enturbiar el límpido combinado con jugo de cítrico, que si quiero turbiedades, para ellas tengo el resto del día, entre tanto, digo, mi queridísimo invitado se echará al gaznate una ensalada de pepino, aderezada -que en casa nunca falta- de buen aceite extra virgen del Bajo Aragón y unas gotas de aceto balsámico de Módena, flotando sobre Fever-Tree y la inigualable Hendrick’s…

Buscando la ortografía correcta de la mentada –meritada, que dicen los letrados- ginebra, encontré el comentario de un opinante con un sentido de humor, a fe mía, cáustico. Aseguraba haber tomado recientemente helado de G&T de Hendrick’s y de voltereta de Hugo Sánchez, cuestionado sobre su sabor, manifestó: “el de voltereta de Hugo Sánchez, inigualable…”.

En cualquier caso, si han caído en las garras del snobismo pepinero, no desesperen, en 48 horas, los efectos gaseosos con sabor a ensalada del admirado vegetal, remiten…

8 comentarios:

MedinaSidonia dijo...

¿Pero tú qué haces, Epicuro? ¿Es que te comes el pepino o qué? ¿Y la rosa qué haces con ella? ¿Te la pones en el ojal? Jajajaja!!!

La ginebra Hendrick's, amigo mío, es un snobismo como cualquier otro de los que acostumbro, ya me conoces. Jajaja! La chica con la que salgo ahoa aborrece el pepino, y lo pide con limón, como toda la vida. Sí, Epicuro, lo reconozco: Es una cosa que dejaré de pedir en cuanto tout le monde la pida... o en cuanto salga una que haya que tomar con corteza de tomate raf. Por cierto, vi hacer un G&T con ginebra "esferificada" tipo caviar de Adriá, eso te hubiera gustado más todavía. Ahora bien: No causa ningún episodio repetitivo: Te la ponen con la piel del pepino, y ya sabes que así no repite. Normalmente, yo suelo decir que el G&T tomado en ese lugar así huele a gazpacho. Si no hay Hendrick's yo pido Seagram's, que también es poco conocida, y si no hay más remedio, Tanqueray. Nuestro común amigo Hans toma G&T de Citadelle, que no está mal tampoco. Nada mal.

Epicuro de Samos Jr dijo...

Evitaré los chistes fáciles, por muy a... mano que me los pongas...
Debe ser que me vuelvo viejo, pero ya no estoy por pagar peajes de modernidad. lo que no me gusta, no lo como, no lo bebo, no lo leo, no lo oigo... Es decir, dejando a un lado lo que tengo que oir de oficio, ya querría dejar de oir -escuchar ya los escucho lo más imprescindible- a algunos botarates.
Pero que no, que si hay algo a lo que merezca la pena cambiarse, ¡por supuesto!, ahí estaré yo... Pero cambiar, por cambiar, por moda, por ser vanguardista, me da que en si mismo está demodé.
Y si no, pues que me da lo mismo. Que si he de ser moderno a base de asesinar mi gin tonic con ensalada de pepino, mis huevos fritos con esferificaciones de mala baba o mi Viña Tondonia con espuma de anacardos... Va a ser que no!

Laura dijo...

Pero hombre... si fueses Gintonero de verdad sabrías que como Tanqueray no hay ninguna...
Lo que diferencia una buena ginebra de una mala es ese regustillo botánico (como con un punto de Tomillo) que tienen sólo las mejores ginebras como resultado de su destilación. La cuestión es que ese regusto esté presente pero sin pasarse, Hendricks en mi humilde opinión se pasa de "verde" parece que te estás bebiendo una ensalada.
Me ha encantado el comentario de las esferas de malababa... yo opino igual, me quedo con mis huevos estrellados de toda la vida y mi G&T de Tanqueray como dios manda.
Un saludo a todos!

Epicuro de Samos Jr dijo...

Gracias, muchas grcias por tu comentario Laura!!!
Reconozco que me encanta cuando llega alguno y aunque en este blog son pocos, tengo la gran fortuna de que hasta ahora el 100% han sido inteligentes, que siga así!
Ah! y, si lees estas líneas, siento haber tardado cuatro días en agradecer tu entrada, pero tengo algo abandonado el blog, como justificaré en beve -no sé si hoy podré- en mi próximo post.
Creo que coincido en gustos bastante contigo, aun cuando ya comentaba que yo con una Bombay o Beefeater estoy satisfecho. Me pasa como con los vinos, cuando me doy un lujo, con un Viña Tondonia -por poner un ejemplo-, estoy más que satisfecho,y si se trata de un homenaje extremo, pues un Prado Enea, o un Secastilla, y me doy más que por satisfecho... En pasando de los 30-40 euros en un comercio cualquiera, te reconozco que ya no sé apreciar ese valor. He probado el Blecua y sí, estupendo, hace poco me recomendaron el Aro, seguro que magnífico, pero los 60-70 euros sobre la cantidad que indicaba, en mi -otros tendrán paladar para eso y para más- sería snobismo, porque no lo sé apreciar.
Al final, también acabo volviendo a lo sencillo. No es que no me guste la sofisticación, pero cansa si es demasiado continuadamente, además, cae con demasiada frecuencia en la caricatura.
En cualquier caso, hablandode huevos(fritos)platoque tan de moda está por ahíy tan mal lo elaboran -gestionan, dicen los modernos... ja,ja,ja!!!- en muchos sitios, te diré que trasmucho probar he dado con una receta, pelín sofisticada, pero que, según mis amigos -ya sé que es un jurado con todavía más generosidad que buen gusto, y de éste tienen mucho-, ha alcanzado un muybuen nivel...
Lo dicho, gracias y espero erte de nuevo por este tu blog.

Anónimo dijo...

Mi recomendacion, la ginebra citadelle con fever tree, y con piel de mandarina! realmente impresionante! Sobretodo me sorprende lo suave y facil que es, todo un peligro! A ver que os parece. Saludos. Jose D.P.

Anónimo dijo...

Hola a todos,
acabo de meterme en este blog, y la verdad es que no tenia ni idea de cuantas pasiones levantara la ginebra en este país, y eso que trabajo en el sector.
Pues me alegro mucho ver reforzado mi trabajo gracias a vosotros.Estaré por Bilbao, Madrid, San Sebastian y Coruña.
Espero veros pronto.
Un saludo y feliz Gin tonic a todos
Mauro

Epicuro de Samos Jr dijo...

Gracias por tu comentario Mauro y si lees esto... ¡disculpa por haber tardado tanto en responderte!
Si añades Zaragoza a tu gira, estás invitado a un G&T. Saludos!!!

RaulAndo dijo...

Se nota que los que comentan aquí saben de buen gin-tonic. La ginebra va en gustos, ya sabéis cuántas marcas premium deliciosas ahn aparecido en el mercado últimamente, una básica y una magna se diferencian bastante por los aromas, los sabores , pero hay quien las prefiere secas secas. En mi humilde opinión, el buen gin tonic tiene que ver con la preparación, que sea delicada, parsimoniosa: buenos hielos siempre sólidos y una tónica de las de toda la vida: la Schweppes pienso que es la que tiene mejor cuerpo, burbuja y el punto de amargor ideal. Salud con un perfecto gin tonic!